Nuestra Revista de bloques… en Bits!
Nuestra Revista de bloques… en Bits!

DIAGON ALLEY: La calle más mágica de Londres

Saludos amigos de BiB.  Como siempre es un gusto saludarlos. Hoy cortesía de nuestros amigos daneses de LEGO®, les traemos la revisión del set número 75978, llamado Diagon Alley o el Callejón Diagon, la segunda encarnación de la calle más mágica de Londres, parte de la saga de Harry Potter™, y el set más grande que se ha sacado como parte de este universo, desde su primera encarnación, su segunda ola y el actual reboot en el que se encuentra estos sets desde el 2018 como parte de la franquicia que conocemos actualmente como Wizarding World, la cual incluye las sagas de películas de Harry Potter y Animales Fantásticos.

Este enorme set es un debo tener para cualquier Potterhead, pues cuenta con 17 minifiguras, de las cuales 16 son exclusivas, además cuenta con 5544 piezas y al menos siete ambientes distintos, lo cual lo hacen una maravilla para construir, jugar y exhibir, lo cual, explicaremos más adelante. Con un costo de US$399,99 es, hasta hoy, el más costoso de la saga. El set está compuesto 7 edificaciones que se construyen sobre 4 baseplates de 16×32, que tienen una gran versatilidad, pues permiten organizarlo en una gran calle de poco más de un metro de largo, o colocar los edificios frente a frente, lo que nos deja un diorama de unos 50 x 50 cm, con una calle de adoquines en el medio o por medio de los pines Technic™ que traen las edificaciones unirlos en pares por su parte posterior lo cual nos permite conseguir dos edificios del tipo modular.

La presentación del set en su caja es muy agradable y evocativa del famoso callejón, es un set que a pesar de su valor, está dedicado al rango de edad de 16+, lo cual nos parece adecuado, pues el proceso de armado no es demasiado complicado y a pesar de que por la cantidad de piezas podría ser un poco más complejo para constructores más jóvenes e inexpertos, tampoco llega al nivel de complejidad de algunos de los sets de la línea 18+, pues algunas partes de la estructura tienen grandes paneles, especialmente a sus lados, lo cual en algunos casos se justifica por la jugabilidad y en otros no tanto. El set trae cuatro manuales de construcción, debidamente números, lo cual no sólo hace que sean más fáciles de manipular y seguir, sino que además podría permitir que sea una construcción de familia, pues en cada uno están identificadas las respectivas bolsas. A continuación, haremos nuestro análisis por cada uno de sus secciones:

Ollivanders y Scribbulus:

El primero de los manuales nos trae las instrucciones de la tienda de varitas mágicas Ollivanders y de Scribbulus, en la cual los magos de todas las edades pueden encontrar suministros de escritura, como tinta y tinteros, plumas, pergamino y papel para escribir. Esta parte de la construcción nos tomará 5 bolsas de piezas y junto con Weasley´s Wizard Wheezes fue la parte que más tiempo nos llevó construir, en este caso, un poco más de dos horas. Ollivanders es una de las construcciones que repite del antiguo set del Callejón Diagon y creemos que, si bien la versión original estaba muy bien lograda, la nueva sin lugar a dudas es superior, no solo en su exterior sino en su interior. En la parte interior del set tenemos una escalera que podemos girar para mayor jugabilidad y en las paredes de paneles que e incluyen nos permiten anclar grandes estantes que le dan profundidad y distintas formas a las cajas, lo cual le da un toque muy fiel a las películas, cuando vemos el desorden de cajas, cual zapatería, que maneja Ollivanders.

La construcción de Scribbulus, la cual vimos en Harry Potter y la Cámara de los Secretos y el Príncipe Mestizo, es una construcción hermosa, más sencilla, pero igual logra su efecto y nos transporta no sólo al universo de las películas, sino además a la imagen de ese Londres del siglo XIX que muchos de nosotros tenemos en nuestras mentes. Como será una constante durante la construcción de este set, hay stickers o pegatinas que aplicar, en este caso en los entre pisos de Ollivanders y en la publicidad de Scribbulus. Otro aspectos digno de destacar es que conocimos gracias a esta construcción una pieza nueva que se usa como cajas para las varitas y que está muy bien lograda, también, debemos resaltar las ventanas en tonos ambar de Ollivanders  y este set nos deja con tres lechuzas, Garrick Ollivander y la famosa Hermione Granger.

Quality Quidditch Supplies y Diario el Profeta:

La siguiente construcción del Callejón, para la cual ocuparemos las bolsas de la 6 a la 9, son la tienda de suministros de calidad de Quidditch, una adición importante para que los estudiantes de Hogwarts puedan hacerse de sus equipos deportivos y la sede del Diario el Profeta. En cuanto a la tienda, tiene unos ventanales con un serigrafiado en rojo en forma de parrilla que los hace muy agradable, además tiene una construcción muy interesante que permiten inclinar las ventanas  un poco hacia la calle lo cual les da un aire especial y distinto, y cuenta sobre la puerta de entrada con una cartelera con artefactos de Quidditch en tres dimensiones.

Desde las vitrinas que dan a la calle podemos observar una escoba, creemos que una excelente recreación de una Nimbus 2000 y un maniquí con uno de los uniformes de las casas. En el segundo piso encontraremos más ropa, otro maniquí y debemos decir que el interior se nos hace elegante, nuevamente, reproduce muy bien lo que hemos visto en las películas con ese toque de sastrería inglesa. En cuanto al Diario el Profeta, su entrada es elegante y hermosa, nos encantaría ver este tipo de diseño en más sets de LEGO®, pero el interior no es más que un pasillo elevado con carteles pegados en uno de los paneles preguntando por el paradero de Sirius Black y copias del Diario con la noticia del “niño que vivió”. En esta sección encontraremos al fotógrafo del Diario El Profeta y a Ronald Weasley. Como datos curiosos tenemos un tercer piso, cuyas ventanas están tapeadas con hojas de periódico, elemento que vimos por primera vez en la casa de los Byers de Stranger Things y pues que también tenemos en esta construcción a la rata Scabbers, quien no es otro más que el animago Peter Pettigrew. Como las otras construcciones trae una cantidad de stickers, especialmente para los letreros, lo cual debemos reconocer son necesarios y que para esta etapa, al igual que la anterior no se sienten excesivos.

Flourish & Blotts y Florean Fortescue´s Ice Cream Parlour

En la siguiente etapa de la construcción ocuparemos las bolsas 10, 11, 12, 13 y 14, para construir la librería mágica de Flourish&Blotts, que tiene en sus ventanales los paneles que tiene la Quality Quidditch Supplies pero en verde. Es una construcción muy bien lograda con técnicas divertidas para  acoplar el ventanal central del segundo piso en su posición. En el frente podemos encontrarlos estantes con libros en liquidación y un escritorio para que el arrogante Gilderoy Lockhart firme autógrafos. También tenemos a la adorable Ginny Weasley y a su madre, la cariñosa Molly Weasley.

Otra de las figuras es Florean Fortescue, el dueño de la Heladería que lleva su nombre, la cual, dicho sea de paso, tiene un diseño hermoso en sus dos niveles, con su tono amarillo en su primera planta, la cartelera en el techo construida en bloques que nos sugiere las mesas para comer helados es genial, el techo usa una técnica que ya habíamos conocido en el 4 Privet Drive, que les reseñamos hace unos pocos días y un pequeño apartamento en la parte superior con una singular técnica de construcción de la silla. Conjuntamente con el edificio anterior, fue el que más rápido construimos a pesar de los stickers que lleva en el segundo piso de Flourish&Blotts, y en caso de decidirse hacerlo modular, este es el que deberíamos conectar en forma conjunta con Ollivanders y Scrubbulus

Weasley´s Wizard Wheezees y Knockturn Alley

La última de las cuatro construcciones, es la estéticamente más llamativa de las cuatro, la más compleja de construir y la que más stickers lleva. Sabemos que es un set 16+, no de colección, pero ciertamente nos hubiese encantado más piezas serigrafiadas y menos pegatinas. Algunas no dan problemas para aplicarse como las que llevan las cajas de trucos que venden los gemelos Weasley, pero otras, como las que van sobre los ventanales redondos donde vemos el maniquí que se quita el sombrero, sí que nos hicieron sudar más de la cuenta.

Para esta construcción vamos a necesitar las últimas 6 bolsas, o lo que es lo mismo, las numeradas de la 15 a la 20. Dentro de las figuras que encontraremos en esta fase de la construcción está Draco Malfoy y su odioso padre, Lucius, así como los Gemelos George y Fred Weasley. Este es el edificio más alto de los 4 que conforman esta versión del callejón y su diseño no sólo es fiel al que vimos en las películas, sino que es espectacular. Nuestro favorito no sólo por como luce sino por las técnicas de construcción, pues nos encantan las ventanas de bahía y además la construcción del maniquí y el mecanismo de quitarse el sombre de copa es bastante entretenido. Por otra parte, la tienda es bastante alta y amplia en su interior, sumado a los colores la hace muy llamativa y agradable a la vista y nos resulto bien lograda la entrada al Callejón Knockturn, aunque la ventana inclinada sobre el arco es algo que se mueve fácilmente de su posición si no somos cuidadosos.

21 Silencio

Finalmente, el set trae un “extra” en una caja, que, en nuestro caso, venía un poco golpeada que dice 21 Silencio, lo cual era una sorpresa que LEGO® quería mantener en secreto para los nuevos compradores. Trae un pedestal amable, una pieza serigrafiada, hermosamente que dice en inglés, Bienvenido, Harry, al Callejón Diagon, para lo cual trae la querida figura de Rubeus Hagrid y con una figura de Harry Potter vestido con la ropa con que la vimos por primera vez adentrarse al mundo mágico, todo un golpe a la nostalgia y realmente es la cereza que corona el pastel.

Nuestro veredicto:

Vamos a empezar con lo que no nos gusta: los stickers, especialmente en el Weasley´s Wizard Wheezees y Knockturn Alley, son demasiados, pero, aunque reconocemos que agregan al detalle del set, si nos parece que pudo haber habido unas cuantas pieas serigrafiadas. Ahora diremos lo bueno, las figuras son muy detalladas, representativas de la saga, los edificios, todos, están hermosamente diseñados, además es muy versátil: es un excelente set de exhibición, pero también tiene una alta jugabilidad; te garantiza horas y horas de entretenimiento, pero además te permite configurarlo en varias formas y posiciones.

Si eres un Potterhead y sólo un set de LEGO® pudieras tener, este sería nuestra recomendación, pero aunque no seas un fan de Harry Potter, si amas LEGO® es un set que podrás valorar y aprovechar positivamente, pues fácilmente se puede integrar tanto a una ciudad tipo CITY como a una modular, en síntesis, es un excelente set, una mejora abismal del excelente Callejón Diagon de hace unos años, muy a la altura de esta nueva set de LEGO® Harry Potter®, en fin, un set divertido de construir, hermoso y que garantiza mucho entretenimiento para los fanáticos de Harry o los amantes de LEGO®, experiencias, que sin lugar a dudas, serán más intensas para quienes son fans de este universo en su versión en LEGO®. Esperamos les haya gustado nuestra reseña. ¡hasta la próxima amigos! Recuerden, ¡no paren de crear!

Equipo BiB

Bricks in Bits es un medio con reconocimiento oficial de LEGO® mediante su programa LEGO® Ambassador Network. Si deseas estar al tanto e informando respecto a las últimas novedades de los bloques daneses, te invitamos a que nos sigas en nuestras redes sociales: InstagramFacebook y Twitter.